“El Fuego Conoce Mi Nombre”: libro en el que Dora Isabel relata lo qué vivió tras quemarse el 70 % de su cuerpo

Imágenes, Cortesía.

La autora narra los duros momentos que vivió tras quemarse el 70 % del cuerpo en un accidente con una chimenea.

El 25 de diciembre de 2018, cerca de las 10:00 de la noche, la vida de Dora Isabel Suárez, destacada líder política y social de Marinilla, cambió radicalmente; no solo por las cicatrices que desde esa noche la acompañan en varias partes de su cuerpo, sino por las luchas internas que tuvo que batallar para no desistir.

Publicita con nosotros (Dale click a la imágen)

Esa noche, había llegado a su casa en Marinilla luego de pasar el festivo en una finca en el municipio de Granada junto a su familia. Llegó a su casa en compañía de su esposo, sus dos hijas, su sobrina, su hermana y su cuñado.

Cuando se preparaban para tomar un café y descansar, decidió encender la chimenea. Sin embargo, un accidente con etanol, un líquido altamente inflamable, ocasionó que su cuerpo se prendiera, sufriendo quemaduras de segundo y tercer grado en el 70 % de su cara, cuerpo, manos, piernas y cuello.

“Creo en los milagros, cuando mi cuerpo se incendió pensé en tirarme por la ventana desde el tercer piso, la desesperación era total. Sin embargo, la ventana se aseguró, no pude abrirla, fue la primera señal de que debía luchar”, cuenta la autora.

A los pocos minutos, que parecieron horas, su esposo Edgar logró apagarla con una toalla, en la cual quedaron trozos de su piel. Fue llevada inicialmente al Hospital de Marinilla donde le aplicaron morfina y luego fue trasladada al pabellón de quemados del Hospital San Vicente Fundación en Medellín.

Dora Isabel pasó de ser docente y destacada líder política en Marinilla y el Oriente Antioqueño, a ser una paciente que estuvo tres meses yendo y viniendo entre la unidad de cuidados intensivos y el pabellón de quemados.

Durante ese tiempo no pudo caminar, sentarse, ni hacer ninguna actividad por sí misma. Perdió 16 kilos de peso corporal.

Antes del accidente había sido docente, concejala de Marinilla durante 12 años, presidenta de la corporación en 2009; y también fue Asesora de la Alcaldía. Es abogada e ingeniera informática.

En los primeros días que pasó en la UCI contempló la opción de someterse a la eutanasia: “el médico me pidió agotar todos los esfuerzos; al final encontré la fortaleza en mis hijas Martyna, que para el momento tenía cinco años, y en Amalia, que tenía dos, fueron mi luz”.

En el libro narra que “en los tres meses que estuve en el hospital aprendí que hay que familiarizarnos con los momentos difíciles, hay que comprender que la vida es frágil, que no existe la perfección, la vida es un regalo pero tenemos que lidiar con la frustración y cultivar la espiritualidad y los buenos hábitos”.

Después de contemplar la opción de la eutanasia, estar en UCI, ser sometida a remociones de piel y dolorosas terapias, Dora Isabel logró salir del hospital a finales de marzo de 2019.

Aferrada a la fe y al apoyo de su familia, pudo ser candidata a la Alcaldía de Marinilla, recorriendo las calles aún en proceso de cicatrización y recuperación por sus quemaduras.

“Haber podido participar en la campaña fue un regalo, los pacientes que nos quemamos sentimos que la dignidad se pierde, pero nos toca abrazar las heridas y las cicatrices. Salí a las calles y allí encontré el cariño de la gente, esa misma gente que cuando estuve en el hospital hizo cadenas de oraciones y jornadas de donaciones de sangre para mí”.

Hoy, cinco años y medio después del accidente, la publicación del libro pretende “potencializar los lazos de hermandad y de amor, recordar que es el amor de la familia, el amor a un ideal, el amor propio y la fe lo que verdaderamente nos salva”.

“El Fuego Conoce Mi Nombre” tiene 217 páginas y se imprimieron cerca de 1.000 ejemplares. Desde ahora se puede adquirir a través de ventas digitales en la línea 318 377 5586, o en la librería El Licenciado, ubicada en el local 59 del Complex Llanogrande. En marinilla, en Compuoriente.

Parte de los fondos recaudados con las ventas serán para costear los gastos del libro, mientras que otra parte se destinará para apoyar los tratamientos de pacientes quemados en Antioquia.

Publicidad

Publicidad